ACEPTACIÓN Y AGRADECIMIENTO

$9.990

Fórmulas elaboradas en base a Esencias Florales, especialmente diseñadas para problemáticas infantiles

Por compras superiores a $23.800.- Envío gratis Región Metropolitana

Por compras superiores a $31.800.- Envío gratis resto del país.

Descripción

Una RABIETA es una reacción de enfado violento y sin gran motivo, que puede ocurrir en un niño de cualquier edad, normalmente frente a algún hecho que le incomoda: que se le indique hacer algo que no desea, o al revés, que se le prohíba hacer algo que sí desea, que se le niegue algo que quiere (ejemplo: un dulce o golosina, permiso para algo, etc.).
Una PATALETA es la gran agitación motora que frecuentemente manifiesta el niño que experimenta una rabieta (movimiento de piernas y brazos, gritos elevados y descontrolados, llanto agresivo, desmedido y furioso, vociferación de insultos u otros).
El origen de las rabietas guarda estrecha relación con algo que el niño no ha logrado hacer, conseguir, o expresar y que por lo tanto le crea frustraciones.
A menudo, existe una idea por parte de estos niños y niñas de no ser lo suficientemente queridos y escuchados (a veces justificada), por lo general son grandes demandantes de afecto, atención y cariño, verdaderos “sacos rotos” afectivos-emocionales.
Cuando hay más hijos en la familia, a menudo, estos son origen y blanco de los desmedidos celos de estos niños, estos celos son con frecuencia uno de los gatillantes de los episodios de berrinches y pataletas.
Es importante hacer lo posible porque el niño supere la etapa de las rabietas y pataletas, pues el dejarlo actuar en forma ilimitada y sin control podría originar, a futuro, adultos incapaces de convivir con otras personas en forma adecuada.
La fórmula “Aceptación y Agradecimiento” ayuda a reducir en intensidad, duración y frecuencia los desbordes emocionales que son componente principal de toda rabieta o “pataleta”. Así mismo, armoniza la ira y frustración que también son parte de estos episodios.
Sana los celos que son originados desde la carencia afectiva, sea esta real o imaginaria, celos que luego derivan en rabia e ira, que a su vez, gatillan la inflamación emocional que son combustible de toda pataleta o berrinche. Tranquilidad, consuelo, satisfacción afectiva y emocional.

Valoraciones

No hay valoraciones aún.

Sé el primero en valorar “ACEPTACIÓN Y AGRADECIMIENTO”

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *